lunes, 19 de agosto de 2013

Beromama y el rugby de barrio


Origen del club

Consigna el libro La Majareta (o “los 107 locos”) de Carlos María Caron (Editorial Galerna - Buenos Aires, 1981):


“Ese día había caído la barra a un partido de rugby en la cancha de Pacífico por pura casualidad. Al final del partido se robaron la rara pelota ovalada ... Trajeron la pelota a Liniers. Inmediatamente, en sus manos y en su barrio cobró un sentido distinto al que puede tener en cualquier otro lugar. Para usarla inventaron un deporte nuevo, con las leyes del football y la pelota de “rubi”. Era de los más entretenido. La pelota picaba delante del arquero, se le escabullía, picaba dentro de la casa de enfrente, amagaba entrar al otro arco por la izquierda, y metía por sí mismo un gol por la derecha (...). Hubiera sido un deporte muy interesante si no fuera porque en medio de una práctica pasó por el lugar la figura extranjera de Willimoës (...) el inglés nos convenció que con la pelota de rugby se corría menos riesgo jugando al rugby (...) Se ofreció para enseñarles, y ellos aceptaron. Jugar al rugby, en 1939, los muchachos de Liniers (...) El rugby era entonces para muchachos de buena posición, y ellos eran pobres. Más bien para los ingleses. De gente seria, y ellos eran unos reos ... Con el inglés aprendieron los rudimentos (...) La aventura de Willimöes (...) se vio pronto frente a la sorpresa de que los improvisados rugbiers llevaban el colmo de su humor al punto de mostrarse como genios del deporte”.

En un momento dado la barra de la esquina de Palmar y El Rastreador decidió identificarse con un nombre. Una barra sin nombre, no tenía personalidad. La idea partió de Malambo... ¿Y si elegimos la primera sílaba de los nombres de algunos ? – dijo -, y con un trozo de cal caído de un cielorraso, comenzaron a escribirlas en la pared.


“Se formó un club, con el inglés como presidente. Se reunieron Beto, Roberto, Mango, Marcelo, Caro, Cucho y todos los demás para ponerle nombre al club (...) Beto fue Be, Roberto fue Ro, Mango fue Ma, Marcelo fue Ma, Caro Ca, Cucho Cu, y así todos los demás. Y así el inglés William Willimoës pasó a ser entonces el presidente del Club: Beromamacacumaospobichucaco”. 

"El primo de Pepe, Pepe, Jorge y un misterioso Pi, reclamaron más tarde su derecho (...)   el nombre verdadero fue:

Beromamacacumaospobichucacopripejopi

BE: por Beto (Alberto Latorre)
RO: Roberto Pascual
MA: Mango (Eloy Latorre)
MA: Marcelo Boglieti
CA: Caro (Carlos Latorre)
CU: Cucho (Marcos Noriega)
MA: Malambo (Héctor López Gallardo)
OS: Oscar Fernández
PO: Pocho (Osvaldo Horacio Pérez)
BI: Bio Bio (Duillio Marzaglia)
CHU: Chucruta (Domingo Parodi)
CA: Carlos Curto
CO: Coco Olivera
PRI: el primo de Pepe Blasco
PE: Pepe Blasco
JO: Jorge Pérez
PI: el pibe 6 (hermano mayor de Domingo Parodi)

“Pero el inglés tuvo que poner la cara solamente en la Unión para anotar a Beromamacacumaospobichucaco, a quienes el resto de los clubes de rugby sólo pudieron conocer por Beromama, simplemente.”

Con una pelota ovalada del Pacific (hoy San Martín), el rugby se instaló en la barra. Ahora necesitaban a alguien que les enseñara y para ello pusieron un aviso en un diario local, al mejor estilo “se busca entrenador”. Así fue cuando apareció en escena Monsieur Arrieu, un francés que no hacía mucho había arribado al país y se había instalado en Liniers, un barrio ferroviario lleno de inmigrantes. Arrieu había jugado en Francia y no dudó en responder al llamado que le posibilitaba seguir en contacto con el rugby. Para ser el comienzo ¡No estaba nada mal!

Tiempo más tarde, William Moe - empleado del ferrocarril inglés - se entera por un aviso en el diario que un nuevo club de rugby invitaba a asociarse. Mr. Moe se presentó. Lo nombraron presidente. Formalmente el club se fundó el 11 de septiembre de 1939.

Campeones de la Liga Católica el primer año, en 1941 el club fue admitido en la Unión de Rugby del Río de La Plata donde comenzó a participar en Tercera División finalizando ese año segundo en la categoría. En la temporada siguiente lograron cosechar su primer ascenso... Todo un exceso. A estas alturas la barra ya tenía presidente inglés, técnico francés, un nombre del que estar orgullosos y además éxito deportivo.


Entrevista a Miguel Ussher

Miguel Ussher (1) se inició en el rugby en el Club Los Matreros junto a Felipe Ferrari y los hermanos Barón. Tres años después, había aparecido en Liniers, Beromama. Entrevistado en el programa radial Rugby Champagne contó algunas anécdotas referidas al equipo que supo integrar.

El origen de Beromama es de lo más casual. Era un barrio de bancarios, la gente tenía un nivel determinado y los muchachos eran amigos entre sí y empezaron a tener problemas con gente que venían de otros barrios especialmente los Sábados a traer algunos problemas. A raíz de eso se agruparon para defenderse y, cuando ese problema pasó... dijeron: “Bueno, estamos todos reunidos, nos llevamos bien, qué podemos hacer”.

Entonces, Beto Latorre, que era profesor de Educación Física los llevó un día a ver un partido de rugby al Club San Martín, conocido como Pacific. En el transcurso del partido, una pelota salió y quedó afuera y, bueno, no es esto muy recomendable decir, pero se llevaron la pelota y empezaron a jugar con esa pelota por las calles de Liniers hasta que se dieron cuenta que era una actividad interesante a la cual se podían dedicar.

Bueno, ahí se organizó el club, en una casa vacía hacia los fondos de Liniers donde se reunían y, para sellar la unión entre todos los jugadores, escribieron la primera sílaba de los nombres de cada uno Beto, Roberto, Manuel, Mario y quedó formado Beromamacacumaospobichucaco, una cosa de lo más rara, pero que de los cuales todo el mundo recuerda como Beromama.

El inglés Willimöes era un devoto del rugby, un británico de fe, conocía a Beto Latorre y apoyó al grupo con su experiencia y también económicamente.

(1) Entrevista realiazada en los estudios de FM-Palermo el 20 de febrero de 1999 -Rugby Champagne-

Según relatos de Jorge Melo 

Fue en 1938, en un partido de Tercera que jugaron San Martín (Pacifico) con Los Matreros. Cuenta don Jorge: "Llovía. Entonces ¿con que fuimos?, con piloto… viste que para jugar el amistoso siempre hay dos o tres pelotas por hay. El Ñato dijo caza una y métela en la zanja. Me levante, y me fui a sentar al lado de las pelotas mirando los pajaritos, cazo una y la metí en la zanja. Como en el segundo tiempo seguía lloviendo, trajieron los pilotos del vestuario y se quedaron mirando el partido. Cuando terminó y todo el mundo se había ido, los dos últimos fueron ellos tres, Ñato y el y la pelota de Pacifico. Al llegar al barrio todos se preguntaron ¿Qué hacemos con la pelota? Crease o no fue como si la pelota hablara y les dijera: formen un equipo de rugby. Así empezó todo.


Veinticinco años después, en una cena de camaradería del Bero con los San Martin (exactamente 19 de septiembre de 1964) aquella pelota fue restituida a sus legítimos dueños.


La primer camiseta

Beromama presentó varios proyectos en la Unión pero le fueron rechazados porque los colores elegidos ya estaban usados por otros clubes. No les quedó más remedio que elegir el gris perla con cuello y puños colorados, con un escudo alargado, una gran “B” alargada, en el medio del pecho. Esa camiseta era muy linda, muy delicada, muy bonita. Un gris perla es un color muy bonito. Pero, apenas se jugaba, era horrorosamente sucia y desaparecía en la cancha. Así que presentaron varios proyectos en la Unión hasta que, finalmente, les reconocieron los colores colorado, azul y gris, a rayas horizontales que es la actual camiseta.


Team de Beromama que participó en la Liga Católica en 1940
El origen de la tricolor (2): cuenta la leyenda, que como el Club Curupaytí les prestaba la cancha porque Bero no tenía, en agradecimiento se usaron sus colores que eran el azul y el rojo. Luego se agrego el gris, que fue con el color del hilo, con que se bordo la letra "B" en el primer buso que se usó como camiseta que era azul.

(2) Fuente: Facebook de Beromama


Team de Beromama en 1941 en su primer año en la Unión de Rugby del Río de la Plata (luego UAR). Finalizó en segundo lugar de la Tercera División A, detrás del C.A.S.I.

El ascenso a primera


Veamos los antecedentes. En 1941 la Unión Argentina de Rugby afilia a Kanguru Rugby Club y al Club Beromama. Los de Liniers ese año finalizaron en el segundo lugar de la Tercera División "A".

Al año siguiente, en 1942, obtienen el primer puesto en la Tercera División, sección B, logrando el ascenso a la Segunda División.

La temporada de 1943 fue muy dura, sintieron el cambio de categoría y finalizan en el último puesto de la Segunda de Ascenso, sin embargo ese "privilegio" lo padeció el club Los Matreros a quien la Unión sancionó con quita de puntos a raíz de los incidentes acaecidos el día 3 de junio durante y después de la disputa del partido entre el club de Morón y el Ateneo de la Juventud,.

Entre 1942 y 1950 se mantuvo en Segunda hasta que ese último año, con un equipo muy sólido, logró el ascenso a Primera tras desempatar el primer puesto con el Club Municipalidad (actualmente Club Ciudad de Buenos Aires: "Muni").

Corría el año 1950 y en un muy atrayente y correcto partido decisivo para el ascenso a Primera División, el Club Beromama se impuso por 8 a 6 al Club Municipalidad (“Muni”). Logrando un try de scrum elevado a goal por C. Rodríguez y otro try de E. De Martini, Beromama no predominó en el dominio del terreno, sino que desplegó una acción más efectiva y oportuna. Los backs de “Muni” le dieron más movilidad a la pelota, pero Beromama desniveló con sus delanteros a tal punto que lograron un try de scrum.

Bajo el arbitraje del Sr. César de Elizalde, el team ganador salió a la cancha con:

Beromama: E. Rondineu, R. Varela, O. Parodi, C. Artasa y E. De Martini; J. Christensen y C. Gorra Zabala; R. Caretta, C. Rodríguez y C. Barbero; N. Moreillo y J. de las Carreras, N. Mensa, J. Melo y A. Sanabria.

Al año siguiente, Beromama jugó en el campeonato de Primera.

Revista Mundo Deportivo de 1950
Desgraciadamente, apenas alcanzó la Primera comenzaron disidencias internas que llevaron a que se perdieran partidos innecesariamente hasta que llegó un momento en que se presentaron a jugar el mismo partido.

Crisis y fractura. Disolución y Resurgimiento.

Un hecho curioso se suscitó en 1954 cuando Beromama debía jugar un partido por el ascenso con Banco Nación. El caso fue que aparecieron tres equipos a disputarlo, dos de ellos de Beromama. En efecto, las graves disidencias políticas en el Club habían generado dos bandos y cada uno de ellos formó un equipo para disputar tan trascendente partido. La gente de Banco no entendía nada. El referee designado fue “Chaco” Kember y decidió suspender oficialmente el partido. Finalmente la U.A.R. le otorgó el ascenso a Banco y "Bero" descendió a Tercera donde permaneció hasta 1964 cuando logró un nuevo ascenso a Segunda.

En Segunda permaneció hasta 1966, año en que el club descendió a Tercera División junto a Curupaytí.

Al año siguiente, el último año de su primera etapa en la U.A.R., participó en la Tercera de Ascenso y clasificó último, detrás de Manuel Belgrano. Este 1967 resultó un año muy especial, la Subcomisión de canchas, instalaciones y colores describió una imagen decadente del club: "Campo de juego con bastantes desniveles, pasto natural, marcación deficiente. Vestuarios, en estado de conservación muy precario; duchas, sin flores de lluvia; agua caliente, mal servicio".

En 1968, Beromama no presentará ningún equipo. El club entra en crisis y es duramente golpeado por el fallecimiento de un destacado miembro, se trata de PERCY T. WUILLENMOES (así aparece escrito en la Memoria de la U.A.R. ¿será el inglés William Moe? No lo se). Este señor había dedicado muchos años de su vida al rugby argentino y fuera Tesorero de la U.A.R. durante los años 1952 a 1956.

Finalmente, en 1969 la U.A.R. lamentó tener que informar que, por razones estatutarias, debió desafiliar al Club Beromama. 

En el curso del Ejercicio 1984 de la U.A.R. se recibieron las solicitudes de afiliación del Club Cardenal Stepinac, Tigre Rugby Club y Club Beromama (entidad esta última que estuvo incorporada a la U.A.R. desde el año 1941 al año 1969).

Beromama estuvo disuelto 17 años, hasta 1985. Se refundó y aún sobrevive. Ascensos y descensos...todo lo vivió este club nacido de una barra allá en Liniers. Aquella pequeña semilla que se plantó en un momento duró muchos años, originó muchas anécdotas y trajo muchas ventajas también a otros clubes, aunque Beromama en sí no halla llegado tan arriba como debiera haber llegado.

El amor por el rugby de la gente de Beromama fue realmente muy profundo al extremo que después dieron origen a muchos otros clubes o pasaron a otros clubes para reforzar sus divisiones. En principio, algunos pasaron a Pacific, tal es el caso de Rondineu, Gorra Zabala o Tilín Rodríguez. Otros se acercaron a Mariano Moreno, donde ayudaron a darle origen.

Para profundizar sobre la historia del club, recomiendo la lectura de "La vera historia del Bero... beromamacacumaospobichucaco... pripejopi" de Pedro D'Alessandro y Hugo Ditaranto. Buenos Aires, 2001. Editorial Besana; 206 páginas.

Investigó: Rubén Ayala (Director del Centro de Estudios en Historia del Rugby)

10 comentarios:

  1. Hola. mi nombre es Gabriel de Marinis. Soy el hijo de Eliseo de Marinis (Talo) quien hizo un try para el asenso a primera división. La historia es tal cual según me la contaba mi viejo cuando estaba vivo. Me gustaría que corrijan el apellido ya que es de Marinis y no, De Martini. Muchas gracias por hacerme revivir esos maravillosos momentos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SOY NACIDO EN LINIERS,GABRIEL, JUSTAMENTE HOY ESTUVE HABLANDO DE BEROMAMA CON UN EX JUGADOR, RECORDANDO ESOS TIEMPOS... MI WAPP ES 15-2300-7754, SI QUERES CONTACTARTE CON NOSOTROS, SERÍA UN GUSTO. SALUDOS.

      Eliminar
  2. También fue capitán del equipo durante el único año que jugó en primera.

    ResponderEliminar
  3. También fue capitán del equipo durante el único año que jugó en primera.

    ResponderEliminar
  4. Estimados,

    Excelente historia que recién hoy, y por casualidad encuentro en internet.
    Conocía parte de la historia del club por los cuentos de mi tío Terry (asi le decíamos nosotros a Percy Terence Willemoës)pero nunca había leído un articulo tan completo.
    Sé que el club esta vivo y espero que continue así por mucho tiempo!!
    Muchas Gracias. Saludos,

    Jorge G. Willemoës
    jorgewillemoes@gmail.com

    ResponderEliminar
  5. Agrego su biografía:

    Nació en Rosario (Pcia. Santa Fe), el 23 de abril de 1899.

    Fue bautizado el 6 de agosto de 1905 en la parroquia de Holy Trinity, Anerley, en el Condado de Kent (Inglaterra), según el rito de la Iglesia Anglicana.

    Empleado de The Smithfield & Argentine Meat Co., Ltd.; Liebig’s Extract of Meat Co. (Mercedes); Leng, Roberts & Co., Establecimientos Argentinos de Bovril Ltda. (Santa Elena, E.R.); Ferrocarriles de Entre Ríos; Ch. C. Richardson; S.A. Plantadora Isleña; y Duperial S.A., donde se jubiló como
    tenedor de libros, actuando luego como asesor contable en la firma Refrac S.R.L.
    Fue varios años presidente del club de rugby Beromama y luego tesorero de la Asociación Argentina de Rugby.
    En 1960 viajó a Europa, para visitar la tierra de sus antepasados, Inglaterra y Dinamarca, y conocer los parientes de este último país.
    Fue aficionado a los deportes (tennis y golf) y a las comodidades de la vida hogareña. De carácter reservado y muy ordenado, fue un gran conservador de las tradiciones familiares.
    Residente en Buenos Aires (Rivadavia 755, 5p. Dto.24), falleció en La Plata, víctima de un síncope cardíaco, luego de una operación de úlcera, pues se había trasladado a casa de su sobrino E.C.W. al encontrarse indispuesto, a las 21 horas del 30 de junio de 1968. Sus restos descansan en el Cementerio Británico de Buenos Aires, junto a los de su madre (Secc. 9, Manzana D, No 119).

    Cristian Willemoës
    criswille@gmail.com

    ResponderEliminar
  6. El sr Melo deliberadamente ya que tenia encono con alguno de sus ex amigos que por alguna razón dejaron de ser sus amigos omitió nombres de algunos fundadoes del club. Uno de ellos Cacho Lojo Cabral fue uno de los fundadores del Beromama. Prueba irrefutable del hecho es que en la foto donde todos los fundadores integrantes del club posan con camiseta oscura encontraran a mi padre arriba a la derecha en la esquina superior de la foto.
    Creo que es ineludible mi mención, siendo que mi padre no se puede defender ya que hoy estaría por cumplir 103 años es que queria comentarles este hecho más que importante para mi.
    Como dato adicional yo haciendo mis primeros juegos con la ovaladada y siendo un niño conocí a la mayoría de los sres de la foto amigos de mi padre. Quienes jugaban juntos despues de mucho tiempo como veteranos del Pacific Rugby Club. San Martín. Yo vivia con mis padres en Liniers para esa época.

    ResponderEliminar
  7. Muy interesante la nota sobre el club de rugby Beromama.
    Cuánto han hecho los ingleses por este deporte en este país.
    Llegaron con el ferrocarril, frigoríficos y campos, y fundaron clubes como Lomas, San Martín, B&A, San Albano, y algunos más.
    Si bien Beromama nace en Liniers, cuando se muda a Gonzáles Catan??

    ResponderEliminar
  8. Me crié en Liniers, la esquina de Palmar y el Rastreador es un ícono, tuve la suerte de vivir frente a la casa de Beto que de chiquito (al igual que a sus 5 nietos varones) me intento convencer de jugar rubgy. Nunca lo logro! Pero tengo el mejor recuerdo tanto de Beto Larorre como sus 12 nietos (5 nenas y un nene por parte de su hija + 5 Nenes y una nena de su hijo) por lo menos hasta donde llegue a contabilizar xq luego se fueron muda dos por barrio y yo también deje liniers.

    ResponderEliminar